Select Page

JAVIER ESTRADA REGRESA A CHILE CONVERTIDO EN EMPRESARIO INMOBILIRIARIO Y DE LAS COMUNICACIONES

JAVIER ESTRADA REGRESA A CHILE CONVERTIDO EN EMPRESARIO INMOBILIRIARIO Y DE LAS COMUNICACIONES
  • El artista español vuelve a nuestro país después de su ultima aparición en TV el año 2014.

Agencia Peak. Desde que apareció en televisión, Javier Estrada se convirtió en un verdadero ícono y hoy su figura sigue vigente en la memoria del público chileno. El español se retiró de la escena artística nacional y retomó su vida en España, en donde hoy se encuentra dedicado al negocio de su familia y por estos días prepara su regreso a nuestro país.

El ex conductor de “Granjeras” planea llegar a Chile el 13 de febrero para atender negocios y recordar viejos tiempos. “Sigo muy vinculado a mi segunda patria, así la siento desde que llegue en el año 2005. Tengo un negocio inmobiliario en Santiago y participo gustoso en todo lo que me ofrecen en este país, aunque debo admitir que ¡me gustaría venir mucho más a menudo!”, comenta el artista español.

Estrada llegará con ticket de ida, pero no de regreso a su país natal, con el fin de darle emoción a su viaje. Venimos a disfrutar de las buenas temperaturas y a saludar a la infinidad de buenas amistades que dejo aquí cada vez que vuelvo a España. Esperamos poder quedarnos un largo rato hasta que nos reclame la pega española. A Chile me gusta venir solo con el billete de ida. Me encanta el carácter chileno y su estilo de vida, es muy similar al español, ¡somos pura pasión! Estoy deseando compartir mi amor por Chile con la gente que me importa y que me acompaña en este viaje, ¡todavía recuerdo cuando vinieron mis padres!”, explica el ex chico reality que visitó Chile por última vez el año 2014 cuando participó en el programa La Movida del Mundial de Canal 13, como representante de la barra española.

Actualmente, Javier Estrada vive en Barcelona junto a su mujer, después de pasar dos años en Miami ligado a proyectos de comunicación y deportivos. “Mi vida no ha cambiado mucho en todo este tiempo, sigo prácticamente ejerciendo de lo mismo que cuando empecé en mi andadura laboral. Sigo muy ligado a nuestro negocio inmobiliario familiar, cada vez con más responsabilidad ya que mis papás hace ya unos años que me pasaron el testigo total. Sigo entregándole 4 horas diarias a mi deporte de siempre, entrenando a mis tenistas a diario en las instalaciones del Cercle Sabadellés en Barcelona, mi ciudad natal, con la ilusión de convertir en profesional de élite a mis muchachos. Y lo que más tiempo me da y me quita es nuestra productora audiovisual con la que seguimos ilusionados como el primer día”, detalla.

Si bien, el artista y empresario español legalmente sigue soltero, hace una década encontró a la mujer que le robó el corazón. “Pasaron ya unos años desde que los escenarios me regalaban los oídos, aquella fue una etapa inolvidable, y desde hace ya 10 comparto mi vida con la misma mujer. La pieza fundamental de mi vida, la motivación que necesito para ilusionarme cada día con las nuevas metas que me propongo”, señala Estrada.

El año 2005 Javier Estrada participó en la competencia internacional del Festival de Viña, sin embargo tres años después decidió cambiar de rumbo. “Desde el 2008 centré mi carrera en la animación de programas televisivos, pero desde nuestra productora siempre he seguido formando parte activa en proyectos de interpretación y musicales.  Pero sí, es cierto que la animación absorbió toda mi parte creativa”, comenta.

En cuanto a su participación en programas de televisión, el español explica, “ya han pasado dos años desde mi última aparición en televisión como maestro de ceremonias. Hasta hoy sigo haciendo pantalla colaborando en proyectos y llevando a cabo otros personales con nuestra propia compañía desde detrás de la cámara. No queda mucho tiempo para hacer más de lo que hago, y si algo me da miedo en la vida es dejar a medias lo que tengo entre manos”, concluye el ganador de La Granja quien asegura que lo que más recuerda de Chile es, “su gente, sus gritos, su vida, su cariño. El saber que a un día sorprendente le seguía otro más sorprendente todavía. Por eso me gusta volver, no me importa si me olvidaron, lo que no tolero es perderme la sensación que en mi se despierta… al llegar de nuevo”.

Que se enteren tus amigos!

Comparte esto en las redes sociales